Cada mate cocido. Cada pan caliente. Cada café humeante. Y cada guiso de lenteja. Todas esas demostraciones de apoyo y cariño fueron recibidas por cada bombero y por cada bombera como un cálido abrazo entre miembros de una misma comunidad.

Aquellos que son más felices son los que hacen más por otros.

Gracias vecinos. Gracias vecinas.
Sus Bomberos Voluntarios
Difusión y Prensa BVAvellaneda
Puede ser una imagen de 3 personas
 
 
 
 
Puede ser una imagen de 11 personas, personas de pie y al aire libre
Puede ser una imagen de alimentos e interior
Puede ser una imagen de 7 personas, personas de pie y al aire libre